La danza

Ella gira sobre su propio eje/
-algunas danzas requieren
detenerse
frente la incansable nota
que el tiempo le ha arrebatado
frente al embrujo de los ojos
todos ellos
mirándola a través de los espejos
ella gira/
sobre el carcomido paso
que el vaivén
de su cuerpo escurridizo
ha descubierto entre las sombras.
Ella gira sobre su propio eje/
baila descalza sobre piedras inestables
-algunas danzas requieren
humildad y respeto
escuchar las voces
el sonido de los ecos.

Anuncios

Fugitiva

He vuelto tantas veces
que deje de buscar
ahora sé, que no estoy completa
-y quizá, nunca lo estaré-
que duermo en la penumbra
junto a tu cuerpo
que sigue siendo cálido y sincero
porque el mío
me ha abandonado
que lo que no he conseguido
sigue bajo mi sombra
presionando fuerte mi pecho
doloroso y apunto de quebrar.

Y preguntas:
-¿ qué es lo que te exiges?
mientras ato tus hilos a mi cintura
para no dejarme caer
porque la respuesta
aun no está en mi boca
ni en mis manos
tejiendo apenas                                          la bella silueta
al deseo
ni en la espera
insatisfecha que a mi tiempo
ha llegado.

Pero sigo la intuición
que me llama a cada momento
fugitiva a nuestro reproche
penetrándome                           cuando me siento atrapada.

Voy tras de mí
voy tras de ella /
la insólita revelación
que anhelo encontrar
en mi voz.

 

Alguna vez fui un pájaro multicolor
que parpadeaba como soles
entre el cielo de espejos grises.

Seguí la intuición primitiva 
con que las bestias
protegen a sus crías
para salvarme
y volé -sí que volé-.

No conocí al ave
que me heredó sus alas
ni al halcón
que dejo sus plumas
suspendidas en el tiempo,
confiriendo a mi vida
el testimonio de su vuelo.

Ahora soy la artesana
el arte, la esencia y el cuerpo.

Tejida en palabras de acero y alpaca
que emulan por todas las aves
y veo
sobre los pinos
de cepos de sueños
al halcón y al colibrí
liberarse.